Rimas cortas para niños de preescolar y primaria

El día de hoy les traemos una gran cantidad de rimas cortas para que disfruten los niños de preescolar y primaria y puedan aprender de una forma fácil y divertida. A su vez, encontrarán una gran cantidad de fichas que podrán descargar y publicar en sus redes sociales, y también una serie de poemas que te ayudarán a entender el sentido de las rimas rápidamente.

¿Qué son las rimas?

Las rimas son palabras que suenan similares entre sí cuando se las dice o se las escucha. A menudo son agradables de oír o ver cuando cuando se las lee en poemas por ejemplo, y suenan como si fuera parte de una música. Generalmente las aprendemos cuando somos niños y nos ayudan en gran medida a entender las palabras y memorizar canciones.

Fichas de rimas para niños

La pequeña hormiga trabaja mucho sin fatiga


El amigo león suele ser muy comelón


Mi pequeño pato se duerme en mi zapato


Silvina la gallina, es una experta bailarina


Tengo una lorita de muchos colores, habla por los codos, se llama Dolores


Tengo una tortuga que se llama Rosa, si me ve llegar se pone nerviosa


Encima de nuestra mesa, el abuelito pone nuestras fresas

Rimas cortas para niños de preescolar

El niño juega en el patio saltando la cuerda jugaba,
el niño brincaba y gritaba,
hasta que calló y se quedó llorando,
el niño por andar brincando.


El sol es de oro
La luna de plata
Y las estrellitas de hoja de lata.


En la marcha hay un soldadito
Con armadura de papel
Y camina rapidito
En el sendero al cuartel.


Treinta días trae septiembre
Con abril, junio y noviembre
De veintiocho sólo hay uno
Y los demás, treinta y uno


Cuenta el cuento
que me cuentas
cuantos cuentos
he contado.


El sol es de oro
La luna de plata
Y las estrellitas de hoja de lata.


Cuando comenzó a llover,
un pez nadaba en el agua
y se metió en una cueva
porque no tenía paraguas.


Muchos patitos en la laguna
Cada uno entre las ramas
Nadan tranquilos sin prisa alguna
En el agua con sus mamás


Con una corona
plateada y bordada
llegó mi vecina
la buena gallina.
Puso un huevito
y muy pronto nació
su hijo el pollito
¡y rápido creció!


Marcha soldadito,
cabeza de papel.
Si no marchas derecho,
vas preso al cuartel.


Pepe pecas,
Pica papas,
con un pico,
con un pico,
pepe pecas pica papas.


El sapo pepe
me llamo
hola pepe
dije yo.


Marcha soldadito,
cabeza de papel.
Si no marchas derecho,
vas preso al cuartel.


Un inquieto pajarito
compró un billete de avión,
porque le dijo al canario
que volar le hacía ilusión.


Entre el sol y el membrillo
Los niños juegan en medio del paisaje
Cada uno vestido de amarillo
Improvisando en el baraje.


Un gatito amoroso
de puro goloso
enfermo amaneció
y casi se murió.
Su mamá le dijo:
“eres un goloso,
gatito amoroso,
te daré un remedio
para que salgas del medio”.
El gatito goloso
no fue mentiroso
y a su mamá
la verdad le contó.
Me comí 10 lauchitas,
pero chiquititas.

▷ Leer más  Imágenes con frases célebres de los mejores libros de la historia

Mi Mamá me lleva al colegio
donde aprendo con mis amiguitos
las clases, música y los arpegios,
Ya en casa comemos todos juntitos
y en la noche, irnos a la camita abrigaditos.


Amarillo es el patito
Amarillo es el limón
Amarillo es el pollito
Que sale del cascaron


A la víbora,
víbora de la mar,
por aquí pueden pasar,
los de adelante corren mucho
y los de atrás se quedarán.


Paloma, Palomita Bumbuna
llévame por favor a tu cuna,
y dame de comer muchas semillas de tuna.


Un delfín le dijo a un pez
que quería estar al principio,
y por eso le nombraron
alcalde del municipio.


En medio de la oscuridad se enciende una vela
Para mejorar la visión al ojo
Pero cuídate de quemarte con la candela
Que deja a quien la toca flojo.


Se detiene un carruaje en medio de la nada
Sin pasajeros o viajantes
Aunque los caballos que tiran de él son manada
Están varados en un bosque sin paisajes.


La A aprendió
a amar las auroras
y en las brisas del aire
jugó a la ronda.


La E retornó
trayendo esperanzas
estrellas y ensueños
para nuestras almas.


Cinco lobitos tuvo una Loba,
blancos y negros tras de la escoba.
Cinco crió, cinco cuidó
y a todos ellos solita les enseñó.


Tengo un baúl de color azul,
él está viejito por eso lo repinto
con un poco de tul
quedara bonito mi baúl.


¡Me estoy quemando las patas!
Gritó saltando a la arena
y cayó junto al león
justo a la hora de su cena.


Treinta días trae septiembre
Con abril junio y noviembre,
De veintiocho sólo hay uno
Y los demás treinta y uno.


Una mexicana que fruta vendía,
ciruela, chabacano, melón o sandía
verbena, verbena, jardin de matatena,
verbena, verbena, jardin de matatena,
campanita de oro déjame pasar
con todos mis hijos menos el de atrás,
tras, tras, tras, tras,
Será melón, será sandía, será la vieja del otro día.


El león medio dormido
al conejo vio a su lado,
pero lo dejó escapar
porque estaba muy cansado.


Al cumplir años la luna
hace una celebración,
se ha puesto vestido largo
y zapatos de tacón.


Le acompañan dos luceros
cuando va a soplar las velas
y cumpleaños feliz
le han cantado las estrellas.


A todos reparten tarta
y helado de chocolate.
Hoy aparece en el cielo
un bonito escaparate.


Dos claveles en el agua duran días y días,
pero mi amor por ti durará toda la vida.
Los claveles piden agua y los presos libertad,
y yo pido que me quieras hasta la inmortalidad.
Dos claveles en el agua no se pueden marchitar,
dos personas que se quieren no se pueden olvidar.


Cultivo una rosa blanca
en junio como enero
para el amigo sincero
que me da su mano franca.

Y para el cruel que me arranca
el corazón con que vivo,
cardo ni ortiga cultivo;
cultivo la rosa blanca.


Por el molino del huerto
asciende una enredadera
El esqueleto de hierro
va a tener un chal de seda
ahora verde, azul más tarde
cuando llegue el mes de Enero
y se abran las campanillas
como puñados de cielo.
Alma mía: ¡quién pudiera
Vestirte de enredadera!


Consuelo,
tu nombre me sabía
igual que un caramelo.

▷ Leer más  Los gastos de la fiestas de fin de año

Rimas cortas para niños de primaria

Allá en la fuente, había un chorrito,
Se hacía grandote, se hacía chiquito,
Estaba de mal humor, pobre chorrito tenía calor.
Ahí va la hormiga con su paraguas y recogiéndose las enaguas,
Porque el chorrito la salpicó y sus chapitas le despintó


Tengo tengo tengo.
Tú no tienes nada.
Tengo tres ovejas
en una cabaña
una me da leche
otra me da lana
otra me mantiene
toda la semana


La ballena levanta su hermosa cola
Llena de orgullo y majestuosidad
Debajo de la gran ola
Con brío y voluptuosidad


A la vuelta de la esquina,
me encontré con Don Pinocho,
Y me dijo que contara hasta ocho:
Pin una, pin dos, pin tres, pin cuatro
Pin cinco, pin seis, pin siete y pin ocho.


Nuestro amigo Caruzo
es un payaso,
y cuando está feliz
se le cae la nariz.


Sapo, sapito, sapón
ya se asomó el chaparrón
canta, canta tu canción
sapo, sapito, sapón


Amarillo es el patito
Amarillo es el limón
Amarillo es el pollito
Que sale del cascarón.


Treinta días trae septiembre
Con abril junio y noviembre,
De veintiocho sólo hay uno
Y los demás treinta y uno.


Pablito clavó un clavito en la calva de un calvito,
en la calva de un calvito Pablito clavó un clavito.


El conejo rabito
se metió en su huequito
calentito se durmió
de mañana despertó
se comió su zanahoria
y acabó con esta historia


Quisieron montar en barco
un pulpo y un calamar,
porque ya estaban cansados
de estar siempre bajo el mar.


Cada vez que acabo un cuento
vienen y aplauden las olas,
y saludo agradecida
Hola olas, hola olas, hola.


Delicioso platillo en la mañana
Con panqueques y miel en el plato
Bebiendo jugo de manzana
Se gusta el menú a la mano.


Pato, patito
cua, cua, cua
abre el piquito
cua, cua, cua


Las cinco vocales
vestidas de luz
se fueron de viaje
por sendero azul.


Si la sierva que te sirve,
no te sirve como sierva,
de qué sirve que te sirvas de una sierva que no sirve.


Ayer pasé por tu casa
Me tiraste un membrillo
El jugo me quedó en la cabeza
Y las pepas en los calzoncillos.


Este cerdito se fue al mercado,
este se quiso quedar,
este comió carne asada,
este decía chui, chui, chui,
hasta que llegó a su casita.


Sana sana, colita de Rana,
si no sanas hoy, sanarás mañana.


Bailan las espigas
con las mariposas
y los colibríes
con algunas rosas.


Y se va la brisa
mientras anochece
y sale la luna
y los tallos crecen.


La I, delgadita,
no pudo ir muy lejos
y sobre bugambilias
proclamó su imperio.


La patita, de canasto y con rebozo de bolita,
va al mercado a comprar todas las cosas del mandado.
Se va meneando al caminar como los barcos en altamar.
La patita va corriendo y buscando en su bolsita
Centavitos para darles de comer a sus patitos.


Silvina mi gallina
usa zapatitos de bailarina
se peina y se alista
igual que un artista
y con su copete
se hace un rodete


La O rodando
al cielo llegó
y a la luna llena
a rodar le enseñó.

▷ Leer más  Infografía sobre las supersticiones de halloween

La U, con el viento,
remontó el azul
y como un fuerte trueno
retumbó: Kabum!


Ocurrió que hasta la luna
un conejito saltó,
cuando a sus ojos miró
prendado de ella quedó.

Dicen que un grillo una noche
mejor que nunca cantó
y la luna al escucharlo
de su voz se enamoró.

Quiere el conejo a la luna
y quiere la luna al grillo.
¿Por qué todo es tan difícil
y a la vez es tan sencillo?


Cuando nadie lo esperaba
la brisa se ha vuelto viento,
y todos vienen deprisa
a refugiarse en mi cuento.

Y las páginas en blanco
van llenándose de historias,
que recordando a los niños
acuden a mi memoria.


Una dulce nevada está cayendo
detrás de cada cosa, cada amante,
una dulce nevada comprendiendo
lo que la vida tiene de distante.

Un monólogo lento de diamante
calla detrás de lo que voy diciendo,
un actor su papel mal repitiendo
sin fin, en soledad gesticulante.


A mí me gusta el verano,
a mi me gusta que haga sol,
a mi me gustan los helados
de chocolate, fresa y limón.


Amarillo es el patito,
Amarillo es el limón,
Amarillo es el pollito
que sale del cascarón.


Me moriré en París con aguacero,
un día del cual tengo ya el recuerdo.
Me moriré en París – y no me corro –
tal vez un jueves, como es hoy de otoño.


A un panal de rica miel
dos mil moscas acudieron
que por golosas murieron
presas de patas en él.
Otra mosca en un pastel
enterró su golosina.
Así, si bien se examina,
los humanos corazones
perecen en las prisiones
del vicio que los domina.


Te quiero,
Te extraño:
No te puedo olvidar,
Solo te digo:
Gracias por tu amistad.


Hoy que no estás aquí,
y tu vacío puedo sentir,
quiero decir que allí
y donde quiera que estés
siempre te recordaré.


Piedra soy en sufrir pena y cuidado,
y cera en el querer enternecido,
sabio en amar dolor tan bien nacido,
necio en ser en mi daño porfiado.


Medroso en no vencerme acobardado
y valiente en no ser de mí vencido,
hombre en sentir mi mal, aun sin sentido,
bestia en no despertar desengañado.


Amistad que viene,
Amistad que va,
Si no te veo más
Me rompes el alma de pura maldad.


Dos claveles en el agua duran días y días,
pero mi amor por ti durará toda la vida.
Los claveles piden agua y los presos libertad,
y yo pido que me quieras hasta la inmortalidad.
Dos claveles en el agua no se pueden marchitar,
dos personas que se quieren no se pueden olvidar.


En su camita de tierra
descansaba la semilla dorada,
algunas gotitas de la lluvia
entraron a despertarla.

El sol se acercó un poquito
y le regaló su calor,
la semilla rompió su traje,
hizo fuerza y se estiró.

Se asomó muy curiosa
y el mundo descubrió.
Así la semilla dorada
en planta se convirtió.


¡Los suspiros son aire y van al aire!
¡Las lágrimas son agua y van al mar!
Dime, mujer: cuando el amor se olvida,
¿sabes tú a dónde va?